López Obrador aseguró ayer que espera a que el Congreso reforme el artículo 35 de la Constitución para hacer válidas las consultas para que convoque a la que decidirá si se enjuicia o no a los ex presidentes del período neoliberal. Aunque recalcó que él es partidario del punto final.

El Jefe del Ejecutivo Federal incluso planteó algunas de las justificaciones que los ciudadanos podrían dar para juzgar a los ex presidentes: a Carlos Salinas por entregar empresas públicas; a Ernesto Zedillo por el rescate a bancos, el Fobaproa; a Vicente Fox por imponer a su sucesor, Felipe Calderón; a Calderón por hacer del país un cementerio y a Enrique Peña Nieto por corrupto. “El pueblo decidirá”, aseveró

El Presidente Andrés Manuel López Obrador criticó esta mañana, por segundo día consecutivo, a los presidentes del período neoliberal. Habló del “padre de la desigualdad”, en referencia a Carlos Salinas; del Fobaproa impulsado por Ernesto Zedillo; la entrega de concesiones a mineras por parte de Vicente Fox; el “garrotazo al avispero” de Felipe Calderón con su guerra contra el narcotráfico; y con Enrique Peña Nieto “lo mismo”.

Esta mañana, López Obrador aseguró que está realizando una limpia de corrupción en el Gobierno, pero dijo, llevará tiempo y aún hay “algunos malandrines por ahí”.

Recordó que en el período neoliberal la administración pública se caracterizó por “el pillaje” y todo comenzó desde el sexenio del ex Presidente Carlos Salinas.

“Estamos limpiando de corrupción el Gobierno, porque todo el período neoliberal se caracterizó por el pillaje, no sólo el sexenio pasado. Esto comenzó cuando menos desde el Gobierno de Salinas, para hablar con claridad. Los problemas que estamos ahora padeciendo, la crisis de México se originaron desde entonces”, consideró.

El Jefe del Ejecutivo Federal dijo que cuando inició “la política privatizadora” fue cuando se profundizaron las desigualdades en México. Y señaló que esa afirmación la puede probar incluso con información del Banco Mundial.

Aseguró que esos 24 acumulaban 48 mil millones. “De ese tamaño fue la transferencia de recursos, por la entrega de bienes nacionales a particulares. Por eso yo llamo a Salinas el padre de la desigualdad moderna”, añadió.

Detalló que con el ex Presidente Ernesto Zedilla continuó con lo mismo a través del Fobaproa, e hizo de la deuda privada de los bancos la deuda del país. También aseguró que desde entonces se ha pagado un billón de pesos por el Fobaproa.

“Luego el cambio, la propuesta del cambio, que ya sabemos en qué terminó. Se destacó [Vicente] Fox en la entrega de concesiones para la explotación minera. Notorio también el predominio de la corrupción, el derroche”, dijo.

Luego Calderón, lo mismo, más concesiones. Y reiteró que Calderón “le dio un garrotazo al avispero” sin un análisis con su guerra contra el narcotráfico.

“Peña, lo mismo”, agregó.

“Tengo que dar los antecedentes porque a veces se padece de amnesia y los conservadores suelen ser muy parciales.[…] Estamos limpiando, dejaron un tiradero, un cochinero”, reiteró.

“Pueden quedar algunos malandrines por ahí, pero arriba cero, nada de corrupción. Y no se va a permitir la corrupción y es en serio”, insistió.

López Obrador aseguró ayer que espera a que el Congreso reforme el artículo 35 de la Constitución para hacer válidas las consultas para que convoque a la que decidirá si se enjuicia o no a los ex presidentes del período neoliberal. Aunque recalcó que él es partidario del punto final.

El Jefe del Ejecutivo Federal incluso planteó algunas de las justificaciones que los ciudadanos podrían dar para juzgar a los ex presidentes: a Carlos Salinas por entregar empresas públicas; a Ernesto Zedillo por el rescate a bancos, el Fobaproa; a Vicente Fox por imponer a su sucesor, Felipe Calderón; a Calderón por hacer del país un cementerio y a Enrique Peña Nieto por corrupto. “El pueblo decidirá”, aseveró.

 

“Vamos a esperar a que reformen el artículo 35 de la Constitución. Lo estamos pidiendo eso también”, aseguró.

Aunque recordó que él es partidario “de que veamos hacia adelante”, y dijo que ya no se permitirá la corrupción e impunidad. “Pero que sea el pueblo el que tenga la última palabra”, insistió.

El único ex mandatario mencionado que ha respondido fue Vicente Fox, quien enlistó una serie de supuestos hechos por los que Andrés Manuel López Obrador, tendría que ser sometido a juicio: “Usar fuerza militar y tus 5 mil muertos más 175 quemados vivos; Fobaproa del NAIM, por reventar Pemex; por crimen ambiental Tren y 2 bocas (sic)”.